martes, 4 de septiembre de 2012

Las niñas sólo quieren jugar.... Girls just want to play

Ilustraciones Elena Rojo


Os voy a contar un secreto….! Las niñas sólo quieren jugar¡¡¡…

El otro día rebuscando entre las cosas del baúl de mis abuelos me encontré una carta, en ella había una niña que parecía muy feliz, me mantuve un rato observándola y sólo podía sonreír .

Continué rebuscando en las cosas que habían dentro del baúl, y observé sorprendida que había un caleidoscopio….Guau¡¡¡¡ Éste estaba lleno de colores y recubierto con purpurina , era un objeto precioso, estaba entusiasmada.

Me tumbe en el suelo y lo coloqué sobre mi ojo derecho, había imágenes con millones de colores, era como si estuviera en otro mundo, entonces apareció la niña de la carta, era ella, estaba flotando encima de una flor que asomaba del mar….no hacía más que sonreír, empezó a saltar de flor en flor con una agilidad pasmosa….
 Se mantuvo quieta sobre una de las flores y con su mano me dirigió un gesto  invitándome a ir hacía allí.
En ese momento empecé a escuchar una música hipnótica, como si me  empujara hacía ella….
Yo quería ir pero no sabía como hacerlo, no podía para de mirar aquella sonrisa tan atrayente…
 Sin poderlo controlar un grito lleno de impaciencia salió de mi  - ¡Quiero ir! ¿Cómo lo hago?....

jueves, 7 de junio de 2012

Los Cuentos de Pippa 4.....Conociendo a Ninwa




Ilustraciones By La MArgarita Roja


Tani le dijo a Pippa que le siguiera, iban a realizar un gran viaje.
Salieron del agua y Tani le sugirió a  Pippa que si quería estar allí tendría que aprender a volar.
Entonces Tani llamó a una nube e inmediatamente apareció, le dijo que subiera y que se dejara llevar….Pippa estaba emocionada y un poco nerviosa ya que nunca había volado.
Tani se subió a la nube con Pippa, que empezó a ascender lentamente.
 No sabía que tenía que hacer y estaba continuamente preguntándole a Tani.

-Pippa para poder volar lo primero que tienes que hacer es no intentar controlarlo todo, eso no te pertenece a ti, la segunda parte es ir a donde realmente quieras ir, si intentas ir a donde no quieres la nube te llevará a otro lado diferente…. Ahora es un poco difícil de controlar porque de donde tu vienes las cosas funcionan de otra manera, pero estoy convencida que lo conseguirás.-

En el primer intentó, no consiguió llegar a ningún sitio al que quisiera ir, la nube le llevaba una y otra vez frente a un alargado y delgado árbol, al que no le quedaba hojas.
En el segundo intento, de nuevo la nube se dirigió a este árbol, pero en esta ocasión se quedó parada, no se movía hacia ningún lado, entonces Pippa se sentó y enfadada se mantuvo observando.

-Este árbol parece triste, ¿qué le ocurre?, todas su hojas han desaparecido y sin embargo los árboles que le rodean están muy hermosos….no lo entiendo….
-Pippa este árbol dejó de creer, de imaginar, se dejó llevar por la tristeza y no quiso aprender más.-
-¿Por qué?- le preguntó Pippa.
-Eso lo tendrás que descubrir por ti misma- le contestó Tani.
-Ahora Pippa creo que estás preparada para volar tu sola, inténtalo de nuevo-.

Pippa dejo la mente en blanco y la nube empezó a subir, a volar alto, tan alto que le llevó a las estrellas…
Entonces se paró y en lugar de desesperarse porque no se movía, se mantuvo observando todo lo que le rodeaba, disfrutando de aquellas privilegiadas y maravillosas vistas.
 Cerró los ojos y se tumbo en la nube, cuando volvió abrirlos había otra niña a su lado, tumbada también en una nube.
La niña sorprendida la miró y ésta con una gran sonrisa le dijo:

-¡Hola¡ soy Ninwa, ¿quieres dar un paseo?....

Los Cuentos de Pippa 3....Nuevos amigos



Ilustraciones by La MArgarita Roja


El niño le comentó a Pippa que volviera a mirar el libro… estaba en blanco, no había ninguna frase, ninguna letra, ninguna ilustración desde la página 15 en adelante,curiosamente era ahí donde las verdaderas aventuras empezaban…le explicó que ella era la única persona que podía ayudarle a rescribir la historia.
Pippa aceptó, de repente aparecieron sumergidos en el agua, parecía ser el mar, pero los seres que habitaban allí eran cada cual más asombroso…
En ese momento una especie de abeja apareció y se colocó justo delante de ellos, el chico la saludó  y empezaron a seguirla.
Pippa se dio cuenta de que podía respirar debajo del agua, aquel sitio era fantástico…
Y no sólo podía respirar, sino que también podía hablar….
-¡Genial¡-,No pienso abandonar nunca este lugar-.

Aquello era indescriptible, todo era de colores, colores suaves, tono pastel, aquella aldea marina parecía muy tranquila y apacible…
Llegaron a una especie de burbuja gigante, la abeja se situó delante y desapareció, el niño le indicó a  Pippa que se pusiera frente a ella, al acercarse la absorbió , introduciéndola dentro.
Él y la abeja empezaron hablar en un extraño idioma y no paraban de mirar a Pippa, la abeja no parecía estar muy contenta por como fruncía el ceño y  por su tono de voz, observaba a la niña con una mirada desafiante y desconfiada.
Entonces el niño le indicó  que se tenía que marchar y que  ella debía permanecer allí.
-Se llama Tani y te va a explicar algunas cosas…no tengas miedo, puedes confiar en ella-.

Justo en ese momento apareció una burbuja un poco más pequeña, el chico se fue acercando hasta que desapareció.

viernes, 1 de junio de 2012

Los Cuentos de Pippa 2....El comienzo de una gran aventura




La niña estaba tan sumergida en las aventuras de estos personajes que dedicó gran parte de la noche a su lectura.
El padre de Pippa al ver que la luz de su habitación estaba encendida tan tarde, se acercó para ver que estaba haciendo, al abrir la puerta pudo observar que estaba tan entretenida leyendo que no se había percatado que había abierto la puerta.
 Permaneció  unos minutos observándola emocionado. Tenía una antigua librería que había heredado de su padre, al mismo tiempo que también había heredado su gusto por la lectura.

-¡Pippa!- ¡Pippa!!!-.
 -Es hora de irse ya a dormir que mañana tenemos que hacer un largo viaje-.
Pippa cerró el libro señalando la última página leída.
Cuando se estaba quedando dormida empezó a escuchar unos ruidos en la habitación, más concretamente cerca del libro que había estado leyendo.
 Se levantó y encendió la luz, miró el libro y pudo ver que estaba abierto.
Era extraño porque ella estaba segura que lo había cerrado.
Lo volvió a cerrar, apagó la luz y se metió en la cama.
Entonces sonó un ruido aun más grande que el anterior, Pippa se quedó quieta en la cama esperando a ver si ocurría algo....
Fue en ese instante cuando pudo escuchar con gran claridad que algo estaba correteando por su habitación.....
De un salto salió de la cama y encendió la luz, se puso a mirar por todos los recovecos de la habitación, Pippa estaba totalmente segura que algo o alguien estaba allí, cual fue su sorpresa al ver que el libro estaba abierto de nuevo por la última página que había leído, pero en la ilustración que había en la parte izquierda faltaba algo....
Otra vez esos ruidos empezaron a sonar...Pippa había visto pasar algo rápidamente...
Y susurró -¡déjate ver!- ¿qué quieres?, ¿quien eres?....
Sintió como algo o alguien se sentó en la cama,  giró la cabeza y por fin pudo verlo, era el niño que aparecía en las aventuras del libro....
El niño afligido le dijo a Pippa que necesitaba su ayuda, necesitaba que le acompañara porque su hermana había desaparecido y ella era la única que le podía ayudar….



Los Cuentos de Pippa


Ilustraciónes Elena Rojo


Pippa estaba un poco cansada de hacer siempre lo mismo, así que empezó a  rebuscar en los libros que estaban ubicados en las estanterías de la sala de estar.
Había todo tipo de libros, de historia, de ciencia ficción, de misterio, de aventuras….
Decidió ir apilando todos los que le parecían interesantes, pero había una parte de la estantería a la que no podía acceder, Pippa decidió usar una silla para poder alcanzar  la parte más alta de, aunque tuvo que ponerse de puntillas porque apenas conseguía rozar con los dedos…
Así, que pensó en coger varios libros, aun sin saber cuales eran, para irlos amontonando y así luego seleccionar cual le interesaba más.
Con algo de dificultad alcanzó dos de ellos pero uno se le resvaló y salió despedido al suelo de la habitación.
Se bajo de la silla para poder buscarlo, estaba justo debajo de ella.
En ese momento Pippa decidió abrirlo para ver de que trataba.
 Narraba una divertida historia de unos niños y unos animales que vivían grandes y extraordinarias aventuras

lunes, 21 de mayo de 2012

Qué pasó con la educación pública?




Hace unos días cuando fui a recoger a mi primo al colegio, lo encontré muy desanimado y triste.
Le miré y le pregunté que le ocurría.
David me contestó con una pregunta:
¿Por qué tengo que leer si no me gusta?....
-Porque así podrás leer las cartas que te envíen tus amigos, libros mágicos que te enseñarán a volar cuando tu quieras….
-¿Y para qué quiero saber cual es el color azul, el amarillo, el rojo…?
-Porque sabrás de qué color es el cielo, el fuego, el mar….
 Aun más enfadado, me preguntó, bueno y ¿a sumar?….porque odio sumar…se me da fatal, no me salen bien las cuentas, siempre me equivoco….
-Y Platón, Sócrates…a mí que me importa quienes son estas personas…
-Porque gracias a ellas entenderás muchas cosas de la vida-.
-Buah!
-Mira David, por ejemplo, con los idiomas conseguirás relacionarte con muchas personas, podrás comunicarte en cualquier lugar del mundo…abriéndote las puertas a lugares maravilloso-.

Al cabo de un rato nos despedimos con un beso y se fue a casa.

Al día siguiente vino a visitarme y muy contento me dijo que había entendido un poco mejor lo que le había explicado.
Pero de nuevo, me hizo una pregunta:
-Me han dicho unos niños que antes había gente que no podía ir a la escuela …Entonces, cómo podían leer la lista de la compra o escribir cartas a sus amigos?, ¿por qué no podían ir a las escuelas?...
-Pues David porque hace tiempo habían personas que pensaban que era lo que más nos convenía-.
-¿Cómo?, eso si que no lo entiendo….
-¿Y nadie hizo nada?-
-Por supuesto-.
-Gracias a su educación pudieron demostrar que no podía ser posible-.

miércoles, 1 de febrero de 2012

"Las Aventuras de Manolina y Sofio"....

Ilustraciones Elena Rojo


CASUALIDADES-CAUSALIDADES

Hace tiempo que no creo en las casualidades y aquí me gustaría exponer uno de los ejemplos por los que creo que todo pasa por algo.


No hace mucho tiempo, en un viaje que realicé, conocí a un alegre personajillo….era un ser muy especial, este tipo de personas son a las que te sueles acercar porque transmiten algo que te atrae inevitablemente.


Vino hacia mi y me pidió un poco de agua, amablemente la compartí con él.
Por aquella época  estaba buscando piso desesperadamente y necesitaba trasladarme de inmediato porque que el contrato de alquiler se terminaba en un par de semanas.

Antes de realizar mi viaje, estuve charlando con mi amiga Manolina, a la que considero como mi hermana y una persona muy especial, de las típicas a las que te acercas porque transmiten algo que te atrae inevitablemente….


Me comentó que en su trabajo había conocido a un chico  que parecía ser muy majo, pero que él no le prestaba ningún tipo de atención.


Mientras estaba pensando en lo que me había contado, lo vi de nuevo y nos pusimos a charlar.


Al final resultó que vivíamos y trabajábamos en la misma ciudad (para más casualidades trabajábamos para la misma empresa pero en diferentes sitios). Al cabo de un rato hablando, le pregunté que si sabía de algún piso en alquiler, que estaba un poco desesperada porque no encontraba nada y me tenía que ir en breve del mio.
Amablemente me ofreció su casa para que me quedara allí hasta que encontrará algo.
Así lo hice, cuando regresé de mi viaje estuvimos conviviendo un tiempo hasta que encontré un nuevo piso donde vivir.

Hablando de esta historia con mi amiga Manolina no se podía creer la suerte que había tenido, estaba bastante sorprendida.

Llegó el verano y este chico, llamado Sofio, me llamó por teléfono y me comentó que si podía acercarse a mi casa.
Cuando llegó la tarde Sofio estaba  allí contándome millones de increíbles historias…. fue en ese momento cuando se me ocurrió llamar a Manolina.

Al momento y sin saber por qué se presentó allí.
Cuando me di cuenta Manolina y Sofio estaban sumergidos en una profunda conversación, me quedé un poco extrañada, no entendía nada, resultaba que el chico que conoció en su trabajo... era él.
Mientras los escuchaba, decidí que era mejor dejarlos a solas, así que me fui a dormir, aunque el  increíble calor obstaculizara un poco mi objetivo.

No se realmente que sucedería entre ellos dos que a día de hoy continúan manteniendo esa conversación a solas.... pero en su propio piso.




Gracias a los dos por aparecer en mi vida....

miércoles, 25 de enero de 2012

El bosque Lila

La  chica entro en una cueva que estaba llena de pequeñas luciérnagas que revoloteaban alrededor .....

Ilustraciones Elena Rojo


Una vez hubo entrado aquella extraña mujer las luciérnagas le siguieron en fila como si la fueran escoltando.

Me frote los ojos porque no me podía creer lo que estaba viendo, salí de detrás del árbol , me quedé un rato esperando y decidí acercarme a la oscura cueva.

Cuando me llegué a ella, aparecieron dos luciérnagas, una se colocó delante mía y la otra detrás,al momento aparecieron más luciérnagas  y se pusieron a mi alrededor, no sabía  que iba a pasar así que me dejé llevar, andamos alrededor de unos cinco minutos y al momento se abrieron tres caminos diferentes, tomamos el de la izquierda.

Pasaban los minutos y no llegábamos a ningún lado...

Al fondo, empecé a vislumbrar luces moviéndose, más libélulas revoloteando al lado de otra especie de desvió...

Cuando llegamos allí ,me di cuenta de que no era uno más, sino la puerta a un sitio increíble,  entramos y la mujer del bosque lila estaba allí, era una gran biblioteca….

Aquellos insectos luminosos sobrevolaban el lugar colocando libros de un lado a otro.

Cada libro tenía su luciernaga particular que alumbraba durante su lectura.

Estaba alucinada...


Miré al fondo y vi a las dos mujeres....
No podía creer lo que estaba viendo, en ese momento llegó joven del bosque, me agarró de la mano y me dio un libro......

sábado, 21 de enero de 2012

La chica que hablaba con el bosque

"Era alta, delgada y me pareció observar que tenía un color de cara algo desconcertante, la seguí por todo el bosque y estoy totalmente segura de que ella lo sabía".....

En el pueblo me habían comentado algo sobre la chica...
Llevaba viviendo en aquel lugar unos tres meses y nada más llegar sentí que tenía algo especial, era muy peculiar, las calles tenían el nombre del oficio que se llevaba a cabo en ellas....
La Calle de los pintores era impresionante, estaba pintada entera con obras de arte que ellos mismos hacían en las paredes, siendo un lugar totalmente vivo, por otro lado estaba la calle de la fruta, toda la calle estaba decorada con frutas secas, figuras con frutas, dibujos.... en el centro  había una casetilla fabricada con frutas secas muy original....
En este pueblecito sólo se trabajaba por las mañanas, por las tardes y según dictaba la tradición los niños que quisieran aprender un oficio se dirigían a la calle correspondiente y les enseñaban cómo llevarlo a cabo.

Me quedé muy sorprendida porque de donde yo venía era todo totalmente diferente, era una ciudad enorme donde todo iba a  un ritmo vertiginoso.
El cómo llegué allí fue tan extraño que decidí continuar para ver que ocurría, pues bien, un día recibí un email diciendo que en aquel pueblo necesitaban una maestra urgentemente y yo como estaba buscando trabajo les repondí de inmediato.

 Sin darme cuenta, al mes siguiente, estaba allí instalada y trabajando.
Nada más llegar escuche a dos niños hablando sobre ella, uno de ellos ,con cara de asombró, le contaba al otro que la había visto cuando estaba en el bosque paseando su perro.

Yo seguí mi camino porque acababa de llegar y tenía que instalarme.
Cuando ya lo tenía todo colocado y ordenado salí a dar una vuelta y conocer un poco el pueblo, me pusé a callejear y llegué a un lugar lleno de bares muy originales.. el primero en el que entré,se asemejaba a un bosque, todo estaba tallado en madera y cubierto con trepadoras y musgo, las lámparas eran enormes y simulaban la forma de las enredaderas pintadas en diferentes tonos de verde, lo que le daba más realismo...
 Había dos mujeres muy peculiares vestidas con trajes de fieltro de colores, me senté cerca de ellas y las escuché hablar de una mujer que siempre paseaba por las noches en el Bosque Lila ,-¿El Bosque Lilia?, ¿Por qué lo llamarán así?- pensé .


 Llena de curiosidad les pregunté sobre el tema....
No me aclararon mucho, sólo me dijeron que la gente no se acercaba al bosque porque tenían miedo de una tal mujer que se paseaba por allí en la madrugada. Nadie sabía quien era, ni que hacía alli, parecía que todo el mundo la había visto, pero por su miedo, deduje que probablemente nadie la conociera, es más, pensé que nadie se había molestado en investigar sobre ello...

Cuando estaba atardeciendo me fui en busca del famoso Bosque Lila con mi perra Nica,
cuando llegué inmediatamente supe que ese era el bosque, es increible pero era Lila, los árboles daban unas flores blancas que parecían brillar a medida que te alejabas y las hierbas daban flores malvas y púrpuras, un espectáculo bellísimo.
Seguí paseando con Nica cuando empezó a ladrar descontrolada a algo que se movía de entre los arbustos, me acequé y me pareció ver una especie de figura, era una mujer muy extraña, llevaba un vestido ceñido y tenía un color de cara un poco pálido, por no decir de ultratumba...Decidí seguirla....se dedicaba a ir tocando cada una de las cosas del bosque y hablar con ellas...resultaba un poco desconcertante todo aquello, entonces me di cuenta de que se había percatado de mi presencia pero continuó adelante, no parecía que le hubiese molestado, en ese momento escuché a Nica ladrar como una loca, intenté guiarme por sus ladridos para encontrarla, pero ni rastro...regresé al lugar donde vi por última vez aquella mujer...

Continuaba allí......Y Nica estaba con ella........